Crece el comercio mundial de alimentos balanceados
Con menos plantas, la producción global de alimento balanceado superó los 1.000
millones de toneladas. La industria reportó seis años de crecimiento en la demanda
del sector acuícola, de la mano con el mayor consumo de pescado. Europa es la
región con mayor aumento.
Por primera vez, el mundo produjo más de 1.000 millones de toneladas de alimento
balanceado en un solo año, mientras que se registró una caída del siete por ciento en el
número de fábricas de este tipo de insumos”.
Así abre el resultado final de la ‘Encuesta global sobre alimento balanceado’, un estudio
anual, elaborado por la empresa estadounidense Alltech, dedicada a la producción de
insumos para la salud y nutrición animal.
La encuesta recopiló la información de más de 30.000 compañías fabricantes de alimento
balanceado en 141 países; de esta última cifra, los primeros 30 producen el 86 por ciento
del total.
El estudio deja entrever varios aspectos importantes de la actividad pecuaria del mundo.
En cuanto a los precios del alimento balanceado a nivel global reportaron cotizaciones a
la baja de entre el 5 y el 7 por ciento frente a los reportados para el 2015.
“El resultado es el costo de la producción animal; desde una perspectiva global, la
industria de alimento balanceado podría ser valorada en alrededor de 460.000 millones
de dólares. Esto representa un pequeño aumento sobre los datos 2015, reflejando un
valor más alto atribuido a las mascotas, equinos y otros negocios.
Por otra parte, los dos principales productores de alimento balanceado son China y los
Estados Unidos tienen, en conjunto, el 35 por ciento de la producción mundial.
El primero, con más de 183,1 millones de toneladas y con una alta actividad porcícola, de
pollo de engorde y de ponedoras; el segundo produce 151,3 millones de toneladas, siendo
el pollo de engorde, la porcicultura y el ganado de carne las tres mayores actividades
productivas.
Así, Asia es la primera región con 5 por ciento de crecimiento anual, mientras que China
es el mercado más grande.
En América Latina, Brasil continua siendo el líder en producción de alimento balanceado,
mientras que México registró el mayor crecimiento en toneladas, representando ahora
más del 20 por ciento de la producción total de alimento de la subregión y cerca de la
mitad de la producción total de Brasil.
América Latina tiene precios moderados del alimento balanceado, excepto Brasil donde
aumentaron.
Cuando se compara con los Estados Unidos, Brasil está 20 por ciento más alto para cerdos
y 40 por ciento más alto para ponedoras y reproductoras.
En Europa, por primera vez en varios años, la Unión Europea mostró crecimiento en
volumen de alimento balanceado, liderado por España con 31,9 millones de toneladas
producidas en 2016, con un aumento del 8 por ciento.
Las disminuciones provinieron de Alemania, Francia, Turquía y Los Países Bajos.
En cuanto a la distribución en el mercado mundial, la industria avícola representa el 44
por ciento del total de la producción de alimento balanceado global, una ligera
disminución desde el año pasado.
Esto –dice el reporte de Alltech– puede ser el resultado de la influenza aviar, la
consolidación de la industria y una conversión alimenticia más eficiente de las especies.
Se observó un crecimiento positivo en la producción de alimento para cerdos,
particularmente en Asia ya que Vietnam y Tailandia encabezan la lista de los 10
principales países productores de cerdos.
Vietnam, por ejemplo, fue considerado como la m’estrella creciente’ en la medida que
creció el 21 por ciento, con 18,7 millones de toneladas, principalmente en cerdos y pollos
de engorde.
La producción de alimento balanceado global para el ganado de leche permanece estable,
mientras que los Estados Unidos e India emergen como los dos primeros productores con
un incremento de 12 y 14 por ciento respectivamente, considerando que Europa sufrió
una recesión.
La acuicultura continúa su crecimiento año tras año con una ganancia del 12 por ciento
en producción de alimento balanceado en 2016.
El incremento en la producción de Turquía, Alemania, Reino Unido y Francia
contribuyeron a un mejor desempeño en la región europea.
África aumentó la producción en casi 1 millón de toneladas métricas, mientras que Asia
mantuvo su volumen.
El incremento en el alimento balanceado de la acuicultura se correlaciona con el consumo
de peces cultivados.

Fuente: Portafolio